Pathwork en México

pathwork

La fundación del Pathwork en México tuvo sus inicios en 1990 cuando, luego de casi 20 años de radicar en Nueva York y del intenso aprendizaje sobre esta metodología, Andrés Leites volvió con el objetivo de implementarla y traducir al español las 258 Conferencias del Guía para que la comunidad de habla hispana tuviera acceso a ellas.

En una primera etapa, que comenzó en 1992, se tradujeron más de 100 Conferencias que fueron la base de la enseñanza del Pathwork en este país. Después se sumaron a esta tarea, Claudia Boato y José Luis Ferrer, para concluir con el resto de las traducciones. Lo anterior, también fue de gran ayuda para promover este método en Argentina y Uruguay.

Poco tiempo después se formaron tres grupos de proceso en México con un total de 60 personas y en 1993 se formó la primera generación del Helpership Development Program que se dividió en dos grupos: HDP1 y HDP2 con cuatro años de aprendizaje y entrenamiento intenso. A los egresados de este Programa se les invitó a ser maestros del Pathwork con requisitos adicionales, tanto de formación académica como de práctica.

Hoy, varios de los graduados y alumnos que se entrenaron en años subsecuentes, conforman el grupo nuclear llamado Maestros Titulares (MT), el cual es un título honorífico que subraya la preparación, el compromiso, la integridad y la ética de la persona que lo posee. Es el máximo nivel reconocido por el Pathwork de México.

En 1998, Andrés fundó el Pathwork de México, S. C. con el propósito de institucionalizar su funcionamiento. Adicionalmente, se creó un Consejo que ahora es conocido como el Comité Ejecutivo.

En 2005, gracias al esfuerzo y participación de Argentina, México, y Uruguay culmina el sueño de tener traducidas al español las 258 Conferencias del Guía.

Dos años más tarde, en 2007, Andrés renunció como Director del Pathwork y Olga Tanaka, tomó el timón asumiendo hasta hoy su compromiso. Durante su gestión se han re-editado las Conferencias del Guía con el objetivo de homologar los términos que dificultaban la comprensión de las Conferencias y establecer un español libre de mexicanismos.

Adicionalmente, se ha creado un programa para entrenarse como MT del Pathwork y en el que sólo pueden participar por invitación quienes hayan terminado su entrenamiento como Helpers.

pathwork

Andrés Leites

Nació en París, Francia en 1934, seis años después sus padres decidieron emigrar a México huyendo de los nazis.

Se graduó como Ingeniero Químico en la Universidad Nacional Autónoma de México y durante algunos años se dedicó a diversos negocios creando, junto con un grupo de financieros, la empresa petroquímica Polioles S.A. y, después junto con el doctor Jorge Derbez , Tarango, el primer centro de desarrollo humano en México.

En 1967, Andrés decidió que su ciclo en el mundo de los negocios había concluido y, entonces, ocurrió un punto de inflexión en su vida: se propuso vender todo, se divorció y tres años después se estableció en Nueva York (NY). Sin saberlo conscientemente, buscaba el mundo del espíritu, donde volcó toda su energía e intensidad.

Inició su camino como psicoterapeuta para ayudar a otros. Por ello, estudió con el doctor John Pierrakos, co-fundador junto con Alexander Lowen del Institute for Bioenergetics, del cual se graduó en 1974. Simultáneamente tomó cursos en diversos temas, como son: teoría Freudiana, Jungiana, Gestalt, Psicodrama, Teoría de Sistemas y Parejas en el Instituto Ackerman de NY, entre otros.

En 1971 ingresó al Pathwork y, casi de inmediato, se unió al grupo de entrenamiento co-lidereado por John y Eva Pierrakos. Andrés pasó los ocho años más intensos de su vida en los que estuvo expuesto a Eva y, constantemente, al Guía. Asistió a todas las sesiones públicas y, también, tuvo muchas otras privadas con el Guía que él mismo define como “experiencias inolvidables”, donde cuenta que además del contenido específico, concreto y relevante relacionado con su vida personal, en estas sesiones el Guía transmitía una energía llena de amor, tan intensa que por sí sola era transformadora.

Andrés Leites

IMG_1236

Andrés Leites narra lo siguiente:

Un día examinando mi calendario, me di cuenta que sólo tenía un martes por la noche al mes libre, todos los demás días y noches los tenía comprometidos, ya sea entrenándome con Eva, en consulta privada como Facilitador o terapeuta, o como líder de grupos de proceso y enseñanza. Durante este periodo de enorme intensidad, mi vida personal sufrió deterioro, aunque reconozco que esta época ha sido, por mucho, la más estimulante y gloriosa de mi vida.

Los objetivos que se planteó Andrés al traer el Pathwork a México están en buena parte cumplidos, sin embargo hay un buen trecho que recorrer. La semilla sembrada está dando sus frutos y ya se puede hablar de una Comunidad Pathwork, imbuida de un espíritu de compromiso por seguir esparciendo las maravillosas enseñanzas del Guía.

Frases a Destacar:

A los 80 años, Andrés contempla su vida con gran satisfacción y agradecimiento:

“A México por haberme acogido como refugiado…

A mis maestros, alumnos, pacientes y discípulos…

A las mujeres de mi vida que tanto me han sufrido, apoyado y amado…

A mis hijos, de los cuales estoy tan, tan, tan orgulloso…

A todos aquellos que me han apoyado, corregido mis muchos errores y acompañado…

Como dijo el profeta: “mi copa está llena, puedo morir en paz”

Andrés Leites
Mayo 2015

liit 2

A los 4 años, mi hermano y yo jugábamos en el jardín de la Torre Eiffel.

Mi mamá nos subió a lo más alto de la torre y señalando hacia el pasto, exclamé:

“¡Mira, está muy bonito. El de abajo es feo ¿Porque mamá?”.

Ella contestó: “A veces las cosas se ven mejor desde lejos, otras veces mejor de cerca

y otras muy, muy de cerca o de muy, muy lejos”.

En el Path, decimos: “es cosa de perspectiva”.